La importancia de las personas mayores

Los jubilados ocupan un amplio e injustamente desfavorecido sector de población,   cuyas demandas deberían de ser tenidas bastante más en cuenta. Vivir  de una jubilación, es el destino inevitable de cualquier persona. Evidentemente, no es de igual cuantía, la pensión de jubilación de un Diputado que la de cualquier otro trabajador de condición más humilde.

No parecen tener en cuenta que, los abuelitos están desempeñando un papel muy, pero que muy importante en la sociedad hoy día y desde hace mucho tiempo ya…
Muchos, muchos viejitos, son efectivamente, el sostén de sus familias… Hacen de canguros para los nietos, mientras los padres trabajan, se ocupan de las labores del hogar, y ya no son los dueños exclusivos de sus pensiones, como hace décadas eran.
Entonces la práctica totalidad de los trabajadores, estaban deseando de que les llegara el día de su jubilación, para descansar, por fin, de tantos años de trabajo ( y muy duro, algunas veces…) y poderse dedicar a disfrutar de la vida, en la medida de lo posible y hacer algunas de las cosas que siempre quisieron hacer y que por culpa del trabajo, no pudieron hacer antes.
Eso es lo que, se podría decir que, antiguamente ocurría. Hoy en día y para una familia media, de condición más o menos humilde, lo que ocurre en las familias con los padres que se jubilan, padres de hijos e hijas trabajadores ambos, es muy diferente a lo que sucedía entonces…
Hoy día las pensiones de los abuelitos son exprimidas a no poder más por parte de los hijos que no tienen más remedio que hacerlo así, para poder pagar el alquiler, la hipoteca, mantener una familia y los gastos de un hogar y, en definitiva, para poder llegar a fin de mes y todavía así, teniendo que hacer muchas cuentas…Si trabajan los hijos, porque hoy tienen trabajo… pero tal vez mañana no. Si trabaja el hijo, la nuera no lo hace y hay que ayudar…, si la hija tiene trabajo, es el yerno el que está en el paro, y hay que ayudar. Si, en el mejor de los casos, trabajan los dos, tienen hijos y sueldos mediocres y muchas cosas que pagar, con lo cual también tienen que ayudar económicamente, hacer la comida, la limpieza de la casa y llevar y traer a los niños al colegio y, naturalmente, quedarse toda la tarde con ellos hasta que vuelven los padres del trabajo, por la noche ya. ¡Pobrecitos pensionistas!
Se han convertido en una pieza clave, imprescindible y fundamental en la sociedad de hoy día,  dentro de cada familia, y encima pareciera que se quejaran de vicio, por querer vivir (muy merecidamente), económicamente un poco mejor.
Afortunadamente, no todos los jubilados, están dentro de esta categoría de jubilados que, podríamos bautizar con el nombre de “jubilados trabajadores” paradójicamente. Hay pensionistas cuyos hijos y nietos han sido más afortunados y no tienen pues necesidad de compartir ni sus pensiones ni su tiempo con ellos, pudiéndose dedicar a descansar y a la vida ociosa intentando disfrutar todo lo posible de ésta, a pesar de contar con una jubilación cochambrosa, pero al menos, una vez jubilados, no tienen la “obligación” , de tener que seguir trabajando para los hijos y los nietos…
El problema de las pensiones nunca se va a poder solucionar mientras  haya una cuantiosa y repito, una cuantiosa parte del dinero de las Arcas del Estado, que se destina a pagar los escoltas, coches blindados y muchas más cosas que, seguramente los ciudadanos ni sabemos. Digan ellos lo que digan, los trabajadores están cotizando toda su vida, para tener una pensión digna y una seguridad económica cuando les llegue la hora de jubilación y de hacerse viejitos y los impuestos que todos los ciudadanos estamos obligados a pagar durante toda una vida, todo ello supuestamente, debería repercutir positivamente en el bien común y sobre todo en el de nuestros mayores, cuando llega la hora, y no llevarse una buena tajada, de todo ello, para el bien de “unos cuantos”…, casualmente, los de siempre, los que menos lo necesitan y lo merecen y para lujos y cosas sin las cuales se podrían pasar…
Y el Gobierno habla muchas veces de austeridad… La austeridad deberían empezar a  aplicarla ellos mismos en sus vidas con respecto de algunos gastos y lujos que pagamos todos nosotros, los contribuyentes, y destinar más partidas de los Presupuestos Generales del Estado a las pensiones y demás colectivos desfavorecidos, que buenísima falta hace.
Teresa

3 comentarios sobre “La importancia de las personas mayores”

  1. Somos todos los que tenemos que involucrarnos.No dejar mucho peso a los mayores.Un buen articulo Teresa.Quizás darles nuestro cariño .Un abrazo

  2. Como dices son muchos los jubilados. Ya sea de una edad o de otra pero todos tenemos una buena parte de cooperar si llevas bien la familia y amistades o novias con las actividades o rutinas me gusta buen artículo por que pones muchos casos de casas si uno trabaja el otro en paro la hija la nuera familia con jubilación anticipadas etc da una versión de familias amplió y la crítica muy amplio y lo que es en sí 👍 y monetarios en salarios y pensión
    Gx Teresa

  3. Si es un buen comentario. La vida actual ha cambiado con respecto a la generación o generaciones anteriores. También es cierto que los jubilados cuidan a sus nietos, la hipoteca de los hijos, el trabajo y un largo etcétera. Darles nuestro cariño a los mayores como dicen mis compañeros y que nosotros lleguemos a viejos y podamos verlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *